abstract14b.jpg

– La oración hace renacer al mundo. La oración es la condición indispensable para la regeneración y la vida de cada alma (M.Mª. Kolbe).

– Cuando en ti disminuye la gracia, disminuye en otros muchos que dependen de ti. Si eres amigo de Cristo, muchos otros se calentarán en ese fuego, compartirán esa luz (F. Mauriac).

– Señor, ayúdame a que mis ojos sean misericordiosos, que jamás sospeche o juzgue según las apariencias, sino que mire lo que de bello existe en el alma de mi prójimo (Sta. F. Kowalska).

– El amor comienza cuando una persona siente que las necesidades de otra persona son tan importantes como las suyas propias (H. S. Sullivan).


– Necesitamos encontrar a Dios, y a Dios no se le puede encontrar en el bullicio y en el desasosiego. Dios es el amigo del silencio. ¿Ves cómo crece en silencio la naturaleza: los árboles, las flores, la hierba? ¿Ves las estrellas, la luna y el sol, cómo se mueven en silencio? Cuanto más recibimos en oración silenciosa, más podemos dar en nuestra vida activa. Necesitamos silencio para poder llegar a las almas (Teresa de Calcuta).

Anuncios